Clásicos Del Género; Jeff Buckley – “Grace” (1994)

Alternative Rock

(Columbia Records)

 

En un viernes para encumbrarlo de voces para el recuerdo, la más reciente toma de Liakos y su mayestática exposición en el debut de Birds Of Vale, recoge el testigo para la historia del rock por la de Jeff Buckley y su siempre influyente “Grace”, como retorno a nuestros “Clásicos Del Género”, y nuestras buenas costumbres en la tarde-noche de los viernes.

Siempre he considerado a 1994 uno de los cursos más prósperos e influyentes de una década tan señalada para la música. Una buena ristra de históricos lanzamientos ven en este 2024 el cumplimiento de su 30 aniversario, como está mágica obra que se le conoce como “Grace”.

El único trabajo de una de las voces más laureadas del rock, muerto tan solo 3 años después en inexplicables circunstancias en pleno apogeo de su carrera, sigue siendo uno de los trabajos más icónicos de esos últimos años del siglo XX.

A corazón abierto bajo el reclamo de un padre, Tim Buckley, un icono del folk rock de la época, al que apenas vio pero que siempre respeto, esta carta de amor del bueno de Jeff Buckley se convirtió también en uno de esos trabajos que solo el tiempo ha colocado en los altares del mismo, por su dulzura y por la penetrante y profunda voz de Buckley.

La asociación de Jeff con Gary Lucas (Captain Beefheart) fue esencial para la carrera del artista californiano. Es más, casi que se podría decir que la posición de Lucas actúa prácticamente de mentor para el éxito de una súper estrella que no había corrido tanta suerte en la costa oeste norteamericana. Su viaje a Nueva York le proporciono los galones necesarios y la conexión y diferentes vibraciones con la escena neoyorquina por aquel entonces para reconocer a un talento inmediato.

Más bien yo diría que en esa bipolaridad que le detectaron se encontraba todo ese cúmulo de estaciones emocionales que hace erizarnos la piel con los muchos momentos de un disco como “Grace”, prominente de ser orquestado por la voz de un ángel.

Dentro de un personaje totalmente fuera de su tiempo, sus muchas actuaciones en el club Sin-é, serían la base del éxito posterior y los cimientos de un disco como “Grace”. Basado en muchos aspectos en sus trotes y/o guiños zeppelianos, han sido incluso artistas de esa banda como Page o Robert Plant quiénes se han rendido a la dulce voz y el talento del cantautor de Anaheim.

Cavilaciones de muchos contrastes se conservan como la gran expresión dentro del alma de Buckley que habla por sí sola en “Grace”. Un tipo con una creatividad inalcanzable que en medio de esa tormenta de rock alternativo, la escuela de Seattle, el empuje de la MTV o las bocanadas stoner rock propagadas desde el desierto californiano en el meollo noventero, encontró la sensualidad y la elegancia sumida en 10 temas para la historia del rock.

Sigue llevando ese pareado fantasmal, sigue pesando más quilates de oro con el paso de los años. Un disco gratificante por parte de una capacidad singular como la de Jeff, el mismo que ahogaría todo su talento en aquel afluente del Mississippi, pero que hoy sigue perdurando en el recuerdo de la adolescencia de muchos, dentro de un disco dotado de una belleza angelical simplemente sublime.

 

Facebook Twitter Plusone
Visited 96 times, 1 visit(s) today

 

Banner La Habitación 235

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *