Guadalupe Plata – “S/T” (2013)

 

Cuando parece que la entrada de los nuevos trabajos nos da una pequeña tregua, vamos a hacer hincapié en uno de los discos nacionales de este año que como tal sacrilegio, se nos ha ido de la mano y llega con muchísimo retraso a La Habitación 235”.

Nunca es tarde si la dicha es buena, o al menos eso dicen. Lo que venimos a compartir hoy es el nuevo trabajo de la banda Guadalupe Plata. El disco se llama tal cual y así han sido en sus anteriores discos, no hay títulos para buscar una referencia de cada uno, tan solo su año de lanzamiento.

Son andaluces y son de Jaén, ojo al disco que presentamos hoy porque es uno de los buenos para todo amante que se precie al blues de la vieja escuela. Evidentemente hay muchas bandas hoy en día de blues, pero que vienen con la etiqueta de blues rock ya que suelen mezclar ambos estilos.

Escuchar un disco puramente del blues añejo hoy en día es muy difícil, pero si la banda es española, la tarea ya es casi imposible, por eso esta banda es única en el país y encima cantando en castellano.

Actualmente están afincados en Granada, y este nuevo trabajo es su segundo larga duración, que al igual que su primer trabajo se presenta de forma homónima. Si nos remontamos a las raíces de esta banda, tendríamos que irnos al pueblo de Úbeda. Allí se encontraron tres personajes, Perico de Dios (guitarra y voz), Paco Luis Martos (bajo y barreño) y Carlos Jimena (batería).

El trío remonta el añorado sonido de la América profunda seis décadas después para hacer recordar aquellos acordes y sonidos de grandes mitos de la escena como Elmore James o Muddy Waters.

Influencias tienen muchas, originalidad les sobra, ya que en este país bandas como estas pocas por no decir ninguna. Las canciones más directas al blues de la vieja escuela se reparten en este nuevo disco de los jienenses que como un hermoso pastel delicioso se divide de trece cortes.

La banda es como un canto a los cuatro jodidos vientos de cómo rescatar ese blues perdido. Escuchar este disco es como sentarte en cualquier bar de la Alabama negra a echarte un buen trago de tequila y con la banda sonora del mismísimo Ry Cooder acompañándote en el mismo bar.

Siempre he dicho que el blues es un estilo triste en sus letras, después de su preludio “Lamentos”, el corte “Rezando” abre esta contienda de historias tristes con estupendas líneas de bajo a cargo de Martos y la percusión de Jimena.

La propia banda cita a ilustres de la escena como John Fahey o Skip James, los slide guitar son continuos en todo el trabajo es imposible no caer en la nostalgia. Pero la cosa no queda aquí, está claro que estos tíos son unos amantes del vintage y si le sumamos a todo este sonido sus pequeñas dosis de psicodelia y una pequeña evolución en el estilo, entonces lo que escuchamos es que es rematadamente bueno.

“Oh My Bey” es una de las grandes del disco. Con varios cambios de ritmo pasan de la nada al todo en cuestión de segundos. Mientras se mantienen estables de repente y cuando te das cuenta los tienes encima con toda su artillería pesada. La columna central del disco es de buenas composiciones tanto “Oh My Bey” como “Esclavo” te sumergen en ese desenfreno sonoro. Y es en esta última dónde nos ponemos con esas historias tristes de turbulentos bajos que narran esas historias de mujeres sin compasión. “Milana” es otro ejemplo al caso, mantiene todo el dinamismo del álbum y muestran el puro talento que se gastan estos tres tíos que calcan ese árido blues.

 

 

En el corte “No Me Ama” asistimos a la colaboración de Walter Daniels a la armónica, dónde Perico lo escolta de la mejor de las maneras a base de slides asesinos. Evidentemente los homenajes también deben de estar ante un trabajo de enorme calibre y llega de la mano de “Funeral De John Fahey”, que como hiciera el propio Fahey décadas atrás con su maestro de Mississippi John Hurt.

“Jesús Está Llorando” fue una de esas joyas que sacaron en su anterior EP y en este nuevo disco la continúan con una segunda parte algo más pausada y de menor densidad, pero igualmente redonda.

Lo que ha hecho esta banda es realmente bueno y aunque suene contradictorio, hasta innovador en los tiempos que corren. Parecen sacarte el espíritu nostálgico y que muchas de las bandas del panorama actual hicieran lo mismo que ellos. Gozar de una banda de este calibre en España es para contentarse de mil maneras.

Van por libres, ni se molestan en ponerle títulos a sus trabajos. Su amor a la música blues hablar por si sola y se hace patente en todo el disco. El trabajo te va a dejar más seco que un Martini. Sin esconder sus raíces fabrican un disco con el que vaciar una buena botella sin dejar de escucharlo repetidas veces y adentrarse en ese sonido que de él emana. Rizar el rizo es decir poco, solo y exclusivamente para amantes del blues de la vieja escuela. Perfecto.

 

 

 

Guadalupe Plata – s/t
Everlasting Records 2013
Tracklist:
 
1.Lamentos 01:09
2.Rezando 03:45
3.Rata 01:54
4.Oh My Bey 04:56
5.Demasiado 02:08
6.Funeral de John Fahey 02:14
7.Esclavo 04:06
8.El Blues Es Mi Amigo (free) 02:16
9.Voy Caminando 04:24
10.Milana 02:53
11.Jesus Está Llorando 2 03:08
12.No Me Ama 03:58
13.Santo Entierro 03:59
 
 
 
Facebook ->  https://www.facebook.com/gpblues
 
Bandcamp ->  http://guadalupeplata.bandcamp.com/releases
 
Comprar ->  http://www.everlastingrecords.com/category/everlasting-records/guadalupeplata/
 
 
Facebook Twitter Plusone

3 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *