Kvelertak – “Meir” (2013)

 

Una vez más vuelvo a repetirme a las palabras esas que he dicho infinidad de veces, en las que vuelvo a coincidir en la calidad de las bandas nórdicas. Hoy es otro de esos casos que se presentan en La Habitación 235.

Kvelertak lanzan su segundo larga duración estos días confirmando su refinado estilo a la hora de componer sus canciones con esa particularidad tan característica de ellos.

Mezclar estilos como el black, el punk o el rock and roll, es un juego de niños para este sexteto noruego. Estos seis personajes nacen en la localidad de Stavanger al sur del país nórdico y de ahí crecen como músicos dónde dos años más atrás fabricaron un espectacular debut que les dio su merecido reconocimiento y el fichaje por un sello de más calibre, ahora dos años después vuelven con este nuevo “Meir”.

Como decíamos, el nuevo trabajo de los noruegos viene bajo la batuta de Roadrunner Records y que sacaron a la luz este álbum el pasado martes 26 de Marzo. Fue grabado en los God City Studios y de su producción se volvió a encargar el guitarrista de Converge, Kurt Ballou, famoso por trabajar con bandas como Doomriders en las labores de producción.

Respecto al nuevo trabajo se podría decir que a aquellos que les encantaron aquel disco debut, aquí tienen más de lo mismo pero de una manera más directa. Cabe destacar una vez más la aportación de un genio como John Dyer Baizley que nos vuelve a dejar otro espectacular artwork, que manos tiene este tío, que marca un estilo propio y rápidamente se ve cuando la portada de un disco es hecha por él.

Cantan en su idioma natal, y como buenos noruegos sus líricas se inspiran en esa mitología nórdica. Una fusión de sonidos que se presentan con elementos pesados pero que se deja notar y llegar perfectamente al alcance del oído.

Como bien dice la traducción del disco, esto es MÁS para el oyente, es una continuación de su primera obra, y una auténtica adicción de disco para un año que se nos presenta bastante fuerte. Este aire que emana de las entrañas de Kvelertak se ve reflejado perfectamente en su apertura “Âpenbaring”, donde conservan esa singularidad que caracterizaba su álbum debut.

Los riffs más metaleros tirando a black ya salen desde el principio en su segunda “Spring Fa Livet”, siguiendo ese rugido profano y asistir a un corte que por momentos acerca sus estilos y sonidos a Baroness.

El rock más poderoso se ve en su primer single “Bruanne Brenn”, un corte que resumen a la perfección el estilo de los noruegos. Muchas variaciones, cantidad de adornos y un gancho perfecto que es la propaganda que más publicidad le puede dar a este “Meir”.

 

 

Es difícil encontrar bandas llenas de tanto talento, pero si a esto le sumamos una banda que este sumida en su propia identidad, la búsqueda cada vez se hace más compleja de llevar. Kvelertak reúne este tipo de adjetivos, una banda que tiene su propio estilo y que sin duda ha fabricado uno de los grandes de este 2013. Las listas que saldrán a finales de año me darán la razón, al tiempo.

Como si habláramos del resumen de la historia de más de 40 años de rock duro se tuvieran que resumir en un solo disco. Algunos dirán que exagero, pero muy pocos son los discos que enganchan y sorprenden con la primera escucha. Desde la grandilocuencia de Thin Lizzy al caricaturesco machismo de AC/DC, pasando por la psicodelia y tortura de Black Sabbath, todo esto es el resumen perfecto de la versión más contemporánea de las viejas glorias y verlas en un solo disco de la actualidad.

Tampoco era de extrañar que con talento, no acabará llamando a la puerta de un sello de más reconocimiento. Digamos que Roadrunner Records fue la zona cero del death metal de principio de los 90. “Meir” se hace eco de la inconsistencia de tormento de su predecesor. Todas las canciones están cogidas por la vía rápida en ese panteón del heavy-rock.

Un frontman como Hjelvik, estilísticamente limitado y enormemente carismático, tritura su garganta una y otra vez en cada uno de los cortes de este “Meir”, que va campando a sus anchas durante todo el trabajo por infinidad de estilos, completando una inmensa obra que será recordada durante todo el año y en años venideros.

“Trepan” enseña el lado más impresionante de la banda, sus tres guitarras taladran el cráneo de un servidor. “Tordenbrak” puedes darnos el que posiblemente sea el mejor riff más simple del disco, una florida maravilla que se acerca a aquel exquisito sonido que nos dejaban los clásicos Boston. “Nekrokosmos” hace malabares en su multitud de secciones, como un bombardeo metalero de poesía magnética. “Undertro” son más de 6 minutos de puros y machacones riffs mientras que “Mânelyst” inicia su galopada al más puro estilo thrasher, un destructor de cuellos que será uno de sus cañones en sus directos.

 

 

Como un recordatorio de la épica escalada de canciones, “Meir” es ese disco que va a ser considerado con tal reverencia, que será uno de esos marcadores o discos marcados, en la carrera que le espera a esta joven banda.

Una primera parte del disco, más directa, consistente y cañera, y dejar paso a la experimentación y los lados más melódicos en el tramo final de este “Meir” que nos dejan once cortes, como once cañones y casi 50 minutos de buena y gran música, muy difícil de encontrar en los tiempos que corren. Es para quitarse el sombrero.

 

 

Kvelertak – Meir
Roadrunner Records 2013
Tracklist:
 
01. Åpenbaring
02. Spring Fra Livet
03. Trepan
04. Bruane Brenn
05. Evig Vandrar
06. Snilepisk
07. Månelyst
08. Nekrokosmos
09. Undertro
10. Tordenbrak
11. Kvelertak
 
 
Facebookhttps://www.facebook.com/Kvelertak
 
Buy ->  http://www.roadrunnerrecords.com/artists/kvelertak/releases/meir

 

Facebook Twitter Plusone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *