Sonidos Del Ayer: Dozer – «Madre De Dios» (2001)

Dozer - Madre De Dios

Stoner Rock

(Man’s Ruin Records)

 

A principios de siglo nadie creería que una banda sueca como Dozer trajera el sonido más propio del Palm Desert hacías las frías tierras escandinavas y extender ese eco de distorsión y mágicos riffs por todo el viejo continente. El stoner europeo le debe buena parte de su legado a una ciudad como Borlange y en mayor medida a uno de sus guitarristas Tommi Holappa, el músico carpintero al que entrevistamos en su tiempo (entrevista aquí) y que hoy en día sigue llevando ese estatus de maestro del riff con Greenleaf.

Dozer sorprendió a muchos con su gran debut llamado “In The Tail Of The Comet” (reseña aquí) pero el suspense que creó ese debut dejaba unas expectativas bastante altas y difíciles de superar para el que sería su continuación, “Madre De Dios”, nuestro protagonista de hoy.

Man’s Ruin Records se encargó de distribuir este segundo larga duración de los suecos tan solo un año después, de hecho, tanto “In The Tail Of The Comet” como este “Madre De Dios” no se llevan ni un año de diferencia al respecto el uno del otro, pero la cantidad de himnos al rock pesado que te puedes encontrar en ellos deja una larga lista de proezas musicales para los discípulos del género.

7Siempre caracterizados por tener una sección rítmica aplastante, en aquel entonces, tanto su batería Erik Backwall como el bajista Johan Rockner flexionan continuamente ese músculo poderoso que deja el sonido Dozer en un cañón como “Soulshigh”, uno de los atractivos del disco con el frontman Fredrik Nordin, así como el mencionado Holappa, ensordeciendo el ambiente a base de oleadas de riffs en lo más propio a un heavy blues de proporciones épicas.

Es cierto que por mucho que tengamos el norte fijada en el mencionado desierto norteamericano y toda la estirpe que ha salido de allí, Dozer tampoco deja de lado las influencias que puedan dejar la larga camada de formaciones provistas de Seattle en los años 90. Por mencionar alguna, nombraría a Soundgarden en una pieza como “Freeloader” dónde asoman ese sucio grunge bastante grasiento que despertó todos los males en el legendario “Louder Than Love” y siguiendo este océano de influencias que se extiende por el estilo musical de los suecos yo diría que incluso retrocede más allá, yendo hasta los 70 y esas improvisaciones creativas que formaron los dinosaurios del rock, ahí queda ese ejemplo perfecto llamado “Earth Yeti”, una jam sesión versión Dozer con el bueno de Holappa tirando de trucos a la guitarra y llenando ese sonido en este continúo balanceo. Incluso si me pones un tema como “Octonoid” te diré que Glen Danzig con los Misfits hizo que sus discos perpetuarán de tal manera que jamás hubiera imaginado que una banda sueca les sirviera de influencia.

Si me preguntarán por un digno sucesor de Kyuss aquí en Europa, respondería una y cien veces la misma palabra; Dozer. Ellos fueron los dignos sucesores a base de su colección de riffs grasientos, impetuosos cantos melódicos de Fredrik al más puro estilo John García  y ese ensueño groove psicodélico que revuelve todo este “Madre De Dios”, uno de los pocos discos stoner verdaderamente sobresalientes.

 

Facebook Twitter Plusone

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *