Ecos De Sabbath; Heavy Equipment – «Euclid» (1970)

 

En pleno amanecer de una década prodigiosa para el género como fue los 70, quizás esos primeros meses daban paso a las principales y primeras atracciones que dejarían unos años, los cuáles con el paso del tiempo, marcarían un peso importante para la historia del rock y sus muchas variantes.

Con un indicativo como mejor título para este proyecto el álbum “Euclid” de Heavy Equipment, tumba la puerta abajo en esta tarde-noche canaria de viernes para recibir otro capítulo que ilustre y rellene nuestras noches de desfase, como nueva entrega de “Ecos De Sabbath”.

Es verdad, las voces son un tanto poperas y no muy acordes con la temática de la sección en cuestión, pero si miramos el apartado instrumental, estamos ante otro de esos casos ocultistas, alarmantemente infravalorados, oscuramente desconocido para muchos, que encaja a la perfección en este apartado de nuestro umbral psicodélico.

Evidentemente el factor improvisación y esa naturaleza de dejarse llevarse por los diferentes atascos de las jam sessions, se hace palpable desde el minuto uno con una apertura que nos lleva a 3 actos de 11 minutos y medio. “Shadows Of Live/ On The Way/ Bye Bye Baby”, llevan el músculo más reconocido de la banda en esos primeros minutos de glorioso proto metal. Valvulando con la mejor distorsión y la velocidad de crucero conectada, nos lleva a un marco muy The Doors dónde la psicodelia y las ambientaciones más lúgubres, se abrazan entre las diversas excursiones de los estadounidenses. Lo más parecido a un cover al estilo Heavy Equipment entra en la segunda “Gimme Some Lovin’”, en homenaje a la mítica partitura de The Spencer Davis Group. “Lazy Living” es la más popera de todas, una de esas pistas que agrandan los atributos de la banda y sobre como sus muchas influencias podrían alargar sobre manera esos brazos influyentes.

La energía de “First Time Last Time” o “97 Days”, dejan que ese juego de guitarras gemelas abra paso a su particular monólogo y la química fantástica que había en estos componentes con predilección sobre las grandes retro excavadoras de la misma marca que el propio trabajo. Demoledora esa sección rítmica en “She’s Gone”, cerrando con otro cover al genial Stack Waddy (del que hace poco fue otro protagonista de esta sección con su disco “Bugger Off!” (reseña aquí)) y que la propia compañía estadounidense les brinda un último homenaje a bordo de “It’s All Over Now”, como otro de los grandes exponentes de estos Heavy Equipment; el blues rock.

Como otro de esos referentes en suelo norteamericano, sus reputaciones en otras formaciones durante años anteriores, fueron sin duda el resurgir de ideas que empujaban al sonido de Heavy Equipment, al tener la fusión perfecta entre la psicodelia de los 60 con el hard rock que abría sus ojos en los 70. El choque explosivo estaba ahí, se hace patente a lo largo de una autonomía del estilo como es “Euclid”, uno de sus ejemplos más valerosos. Así mismo, eso guiños Hendrix en varios actos del registro, también llevan a otras partes de su faceta más garage, su mezcla con los paisajes multicolor, y el LSD de la época como el gran conductor de ideas innovadoras.

 

Facebook Twitter Plusone

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *