Clásicos Del Género: Bachman-Turner Overdrive – “Not Fragile” (1974)

Bachman-Turner Overdrive - Not Fragile

Psychedelic Rock / Boogie

(Mercury Records)

 

Después de pasar un mes de Diciembre plagado de listas sin oportunidad de revivir nuestras mejores glorias, vuelve nuestros “Clásicos del Género” el pequeño rincón de nuestro umbral psicodélico dónde recapitulamos las mejores obras del pasado y que menos que arrancar este 2015 con un poderoso e infravalorado “Not Fragile” tercer álbum de estudio de los boogies canadienses Bachman-Turner Overdrive.

Banda originaria de Winnipeg, Canadá y formada por Randy Bachman guitarra, voces y alma de la banda, su hermano Robby a la bateria y Fred Turner al bajo y la voz principal. Hubo otro hermano, Tim Bachman, pero lo dejó antes de publicar el disco que nos ocupay ocupando su vacante por pasaría Blair Thornton, como segundo guitarra.

Banda de una dualidad intrínseca, que les daba para realizar temas rockeros y muy heavys en ocasiones, o desgranar temas muy country rock al estilo que bien hacían los hermanos Fogerty en la Creedence Clearwater Revival y otros con una base más pausada como saboreando cada nota y deleitando con su clase. Hay que recordar que Randy proviene de la banda también canadiense The Guess Who famosos por su clásico inmortal “American Woman” que tiempo más adelante le daría su toque más comercial el señor Lenny Kravitz.

Bachman-Turner Overdrive Band

Este disco llega al nº 1 del Billboard en el año 1974, basando su éxito en los temas “You Ain`t Seen Nothing Yet” y “Free Wheelin’“, llegando ambos temas a lo alto de la lista de singles. Para los más rockeros entre los que me incluyo, las perlas a disfrutar son la homónima “Not Fragile” seguido de “Roll On Down The Highway”, “Free Wheelin” y “Givin It All Way”. El resto o son más comerciales o se basan en esa dualidad de la que hablábamos al principio. Temas que pasan de la furia y el riff a pasajes más tranquilos, ahí quedan piezas como “Rock Is My Life, And This Is My Song” “Blue Moanin” o la exitosa y mencionada “You Ain’t Seen Nothing Yet”.

Una banda única que reventó los escenarios entre el ‘74 y el ’76. En el ’77 y después de tres discos posteriores, con menos fortuna que este que hoy reseñamos, Randy deja la banda, suponemos que por haber visto donde te lleva el camino, aquel camino que en el 74 mientras componía “You Ain’t Seen Nothing Yet” todavía no conocía, no había visto, el camino del éxito. Un disco imprescindible de los añorados años 70.

 

 

Facebook Twitter Plusone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *